PERRITOS FELICES Y RELAJADOS

Aunque existen razas con características más nerviosas que otras (sobre todo si de perritos hablamos), el tema de las mascotas estresadas no respeta tamaños, edades o colores, sobre todo en animalitos que viven dentro de casa.

Para algunos son los ruidos fuertes, para otros la ansiedad por separación cuando los dueños se van; detonadores puede haber muchos pero soluciones pocas cuando se trata de armonizarlos y mantenerlos tan felices como relajados en cualquier situación.

Una opción, por lo visto esta semana muy popular, es recurrir a sonidos externos que los acompañen en todo momento. Y es que recién apareció en las noticias que la plataforma Spotify ha lanzado listas de reproducción de música especialmente pensadas para las mascotas puesto que, según las estadísticas que publican, 71% de dueños de mascotas les dejan música prendida ya que 8 de cada 10 creen que a éstos les gusta o disfrutan escucharla.

Cuando Tokotina era pequeña me dieron un consejo que para mí es mejor que la música: la voz humana. Cada vez que salgo suelo ponerle o el radio con algún programa hablado o la televisión puesto que yo soy 1 de cada no se cuántas personas que piensan que se sienten más acompañadas si escuchan a otras personas más que solo música. Pero tal vez porque nunca he sido alguien tan musical. Prefiero dejarle las caricaturas o algún canal de televisión pública donde siempre hay voces y charla sin tanto escándalo.

Pero felizmente existen más opciones por si no tenemos dispositivos extra con los cuáles dejarles una playlist o un podcast, que son igual de efectivos y además, con un extra a los sentidos: la aromaterapia.

Existen varias opciones en el mercado para dejarles a las mascotas no sólo estímulos visuales o auditivos sino también olfativos, y para tal caso los aceites esenciales resultan aliados idóneos ya sea con un difusor o en un masajito, aunque si salimos con prisa quizá no tengamos tanto tiempo de apapachar al animalito como se debe o bien, puede que no contemos con un difusor en casa. Así que una manera práctica de aplicación es vía roll on, para untar de manera rápida en almohadillas y pechito y listo, el aroma se irá desprendiendo y llegando a donde tiene que llegar fácilmente dando armonía a la mascota.

¿Entonces qué recomendamos en caso de mascotas inquietas, tristes o con apegos que los dejan intranquilos cuando no estamos con ellos? Ni más ni menos que nuestro Relajadog, un producto que retoma las esencias más efectivas para estos casos en dosis ideales para no invadir de golpe el sensible olfato de las mascotas. Ylang ylang, incienso, naranja, bergamota y la infaltable lavanda hacen de Relajadog una maravilla para toda situación. Tokotina expuesta a la terrible pirotecnia de las celebraciones decembrinas lo avala, puesto que con un poquito en los lugares indicados y conciliaba el sueño como si nada pasara afuera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *